domingo, 10 de enero de 2010

A mi(s) lector(s)

Consecuencia de un reclamo hecho por uno de mis lectores (que mas bien yo creo que es mi único lector) retorno a las líneas de mi blog que tan abandonado lo tengo (ahora entiendo porque no tengo hijos, morirían de hambre rápidamente).
Pero ahora que quiero alimentar a mi blog que (como bien explica su nombre) se alimenta de mis memorias de corto plazo (las únicas que tengo), me encuentro en un laberinto sin paredes, es decir, perdida, apendejada, nosé que escribir. Y no es que no tenga temas que comentar ( yo al igual que tooodos disfruto "opinando" sobre cualquier asunto que se toque, aun sobre los que no sé ni pito) sino que me he doy cuenta que estos tiempos modernos son demasiado exigentes en lo referente a comunicación y creatividad, expresión y derivados (derivados pueden ser, chismes, mentiras, bromas, charlas, filosofadas y todo eso que nos exige que hablemos expresemos nuestra opinión de manera creativa, estúpida o como cada quien prefiera o pueda) ya que en la actualidad se tiene que escribir (creativamente, o por lo menos si uno quiere destacar o evitar ser del montón se debe intentar un tono original) en el chat, en el facebook, en el twitter, en el blog, en los foros, en el nick name del messenger, en los e mails que enviamos, en los comentarios posteados, en la fotos, en el youtube, en los diarios personales (a quienes aun los acostumbran) o en los cuadernitos (yo sí acostumbro usar cuadernitos, me obsesiona tener cuadernitos nuevos, siempre de cuadrícula chica y de tamaño medio: ni muy chicos como para no poder escribir con soltura ni muy grandes que no me quepan en mis bolsos para que en cualquier momento que me surga la necesidad de decir o comentar algo que no puedo hacerlo a nadie, escribir), en los ensayos o tesis (si es que se sigue estudiando o se pretende analizar algún tema), en las cartas de amor (si es que se está enamorado y se disfruta de compartir lo que se siente muy muy dentro a la otra persona. yo escribo muchas cartas de amor y desamor pero no doy ninguna, todas se quedan en mis cuadernitos, creo que más bien es una manera de callarme y a la vez no callarme porque al final hago lo que quería: expresar mis amores y desamores pero no a mi novio sino a mi cuadrícula chica) y si además de todas estas ocasiones o sitios donde se exige escribir uno tiene un trabajo donde debe escribir mucho (como el mío, en el periódico, que me succiona todos los temas y la creatividad mental de manera contínua aunque he pensado escribir en este blog todo lo que "no puedo" escribir en el trabajo del periódico. sí, esa sería una buena idea de no dejarlo morir) y hacerlo de manera inteligente y creativa y además de diversos temas... Oigame! pues uno no puede tener TAAAANTO de qué hablar, opinar, quejarse, estudiar, filosofar o criticar. No comprendo aun como logran los blogueros frecuentes mantener su sitio lleno de temas frescos, originales y además seguir con la vida virtual y no virtual de escribir por aquí y por allá.
Me declaro incompetente ante dicha situación y el presente texto pretende ser mi justificación ( porque la verdad si me sentí mal cuando leí el comentario de Tryno acerca de como no le doy mantenimiento a mi blog lo cual me hizo ver que estoy perdida ya que, si no tengo memorias cortas que escribir, no tengo nada! que vacía me encontré tras el comentario de mi único lector que se atreve a reprocharme que debería dejarme de mamadas y escribir más en el sitio que, para empezar, yo misma decidí abrir, bautizar y compartir al mundo...) ante el comentario de reclamo que mas abajo, en la pasada publicación, puede leerse.
Demonios, sí que me llegó.
Saludos a mi(s) lectore(s).