lunes, 22 de septiembre de 2008

Instrucciones para ser normal.


Sí desea dejar de sentirse fuera de lugar, como si nadie lo entendiera y extraño por momentos... sólo debe tomar en cuenta la siguiente lista de acciones y seguirla al pie de la letra hasta que se convierta en su modo de vida. Cuando esté acostumbrado a ese estilo y hasta lo disfrute, usted es normal. Felicidades!

1.- Quéjese... tanto como lo desee.
2.- Sea Católico. Aunque sea sólo un decir.
3.- Espere. No hay por que apresurarse, cualquier asunto que sea siempre podrá hacerlo el día de mañana.
4.- Tema. El miedo es muy importante. Hay diversas situaciones que temer, escoja las que más le agraden. (Ej. El fin del mundo, terrorismo, SIDA/Cáncer, accidentes, pobreza, desastres naturales, etc.)
5.- En algunas ocasiones, enférmese.
6.- Cuente. Aprenda a contar todo. No lo olvide: cantidades.
7.- Crea, lo que la mayoría crea. Si el 60% de la población lo cree.. usted también.
8.- Contraiga matrimonio. Haga una familia. Dos como mínimo, máximo... no hay.
9.- Vea televisión.
10.- Coma, tanto como pueda. Por ningún motivo deberá reprimir el placer de cualquier tipo de alimento. Si está en un menú, es comible.
11.- Lea, vea o escuche noticieros. Es imprescindible que se mantenga al tanto de lo que pasa en el mundo.
12.- En domingo, vaya al Súper y si así lo desea, a misa. Todo esto siempre con la familia.
13.- Tome cerveza. El tipo de alcohol puede variar siempre y cuando se consuma con frecuencia.
14.- A veces, piense acerca de su Salud. Sólo piense.
15.- Mencione la palabra "Dios" por lo menos 3 veces al día.
16.- Escoja varios ídolos, no importa el campo. De suma importancia ser "fan".
17.- Consiga un trabajo. De preferencia éste debe ser con horario fijo y con vacaciones y prestaciones conforme a la ley.
18.- Tenga interés en los deportes. Hay muchas opciones a elegir y en último caso, en Las Olimpiadas. (No es necesario practicarlos.)
19.- Tenga una vida sexual activa, pero sea discreto al respecto.
20.- Maneje. Cualquier automóvil es bueno, mientras más gasolina use, mejor.
21.- Repita todos los pasos anteriores.

La vida es difícil... pero aun puede ser normal.

martes, 16 de septiembre de 2008

Say NO to drama, sólo ama.


La modernidad nos ofrece un sin fin de nuevos aprendizajes, en su mayoría, tecnológicos y científicos. Esto parece atractivo y motivador ante un futuro que, en general, no es muy esperanzador. Nuevas aplicaciones, nuevos programas, nuevos aparatos que facilitan la vida y ayudan olvidar nuestras propias habilidades que, por simple naturaleza humana, nos vienen en el paquete junto con la placenta y todo aquello que sale en ese primer momento en que llegamos a la "vida".
Me sorprende, cada día más, el evidente avance mental de las nuevas generaciones, el cual puede ser comprobado en cualquier sala que incluya un Playstation o una computadora. Los niños hoy son capaces de resolver problemas, tomar decisiones y comprender un sistema casi en instantes, claro, hablando de un video juego. La nueva comprensión de la ciencia y la tecnología abre la posibilidad de tener una población lista, astuta y con capacidad de tomar decisiones rápidas en situaciones complejas. Igual de comprobable es la impotencia de las antiguas generaciones a comprender las tecnologías y su funcionamiento en donde una abuela no es capaz de prender una computadora y navegar por Internet sin ayuda. El "yo no le sé" no es más que el reflejo de una mente Cyberless. Llegan a parecer objetos obsoletos, antiguos muebles de colección tras una vitrina que sólo nos recuerdan otras épocas.
Pero en este momento de revolución informativa, tecnológica (y otras tantas mas) me cuestiono si esas mentes antiguas de generaciones aparentemente obsoletas no conservan algo que sea de mayor valor. Algo más básico, mas humano. Quizá no, pero en el presente es evidente que la deshumanización (me gustan las palabras compuestas) que se vive nos orilla a olvidar capacidades básicas sin dejar rastro. Hoy yo he extrañado el amar. Cómo era? cómo se hace? cómo se siente? cuánto dura? (ya me sé la broma)

Pareciera que amar ha mutado a un arte que es un híbrido entre el teatro, la lucha libre, el cine, la pantomima, los toros y la cacería. Sabrán las nuevas generaciones ultra inteligentes sobre ésto? o quedará en los subtemas que nunca se revisan por falta de tiempo en la agenda moderna? Si yo, que no soy ni de esas ni de aquellas generaciones, pierdo a ratos la habilidad de amar no me extrañaría que en un futuro sea a lo que no se le sabe.
Cada historia, cada pareja, alberga una novela de suuuper drama incesable que se impregna en este conocimiento transmitido a los nuevos, a los niños. Nuestra incapacidad de amar se hace mas común, mas aceptable. Hemos creído que estos dramas interminables son la esencia del amor y quienes por el contrario creen en un amor lleno de perfección y carente de temporalidad, lo han perdido aun más.
El amor es infinito mas no eterno, no es posesión, no es obsesión. El amor son momentos, son acuerdos, son ausencias, son presencias. El amor se construye, se intuye, se alimenta.
No hay mayor complicación!!! es una simple elección.

Sabrán los abuelos cómo se hace? son ellos quienes practicaban amar las mismas horas las que un niño juega playstation? Quienes enseñan a amar hoy?!

El drama no tiene nada que ver con quien realmente ama, sólo que hemos olvidado que podemos hacerlo tan simple: haciéndolo.

A veces creo que no es del todo esta la razón... y es más bien un cobarde temor el que ha vacacionado en tu corazón. A qué le temes? a la perfección?

He decidido intentarlo yo y ejercitar mi natural habilidad para amar. Quiero recordar a que huele, a que se siente y saber cuál es el músculo que se pondrá mamado cuando lo practique más de tres hora diarias. Are you in? Zero drama, no patrañas.

jueves, 11 de septiembre de 2008

El Rey...?



Había una vez un rey, regordete, delicioso, de pequeños ojos azules y zapatos relucientes. Él no era muy alto, pero reinaba El Gran País de los pequeños hombres de manos pequeñas y por ser el hombre más alto y proporcionado, toda la población lo respetaba, tenía el lugar del más amado Rey. El Rey llevaba ya muchos años en el puesto y le había gustado hasta que las ineficiencias e impotencias de los Pequeños Hombres empezaron a eliminar su paciencia. El Rey era amante de la limpieza, tanto, que lustraba sus zapatos por lo menos 5 veces al día: una al despertar, otra después de desayunar, otra después de comer, otra después de cenar y una última antes de dormir. Sus zapatos siempre estuvieron limpísimos, pero los Pequeños Hombres de manos pequeñas no podían utilizar sus mínimas manos para limpiar sus zapatos, preferían recolectar semillas y frutas del campo para poder comer. El Rey consideraba a los hombrecillos sucios y mal educados, aunque la mayoría tenían un gran corazón y de alguna u otra manera todos darían la vida por el Rey. El alto Rey comenzó a despreciar las actitudes de los pequeños hombres ya que su vida se reducía a recolectar granos y a venerarlo, ésto aburría al Gran Señor quien no dejaba de creer que el cerebro de los pequeños hombres de manos chicas era igual de pequeño que toda su existencia. Su paciencia terminó y un mal día desterró a todos y cada uno de los hombrecillos (y mujercillas) del Reino, ni uno solo debía quedar en su territorio, estaba convencido de que no podía convivir más con Los Pequeños Hombres de manos chicas o terminaría siendo uno de ellos. No lo debía permitir. Así fue que El Reino del delicioso rey quedó desolado, ni una recolección más, ni un zapato sucio, ni una acción retardada, ni una actitud mediocre quedaba en el reino: ni un solo hombre pequeño de manos chicas era gobernado por el Rey. Pronto satisfecho se sintió, su ojo azul resplandecía ante el silencio ensordecedor de los campos de frutas, entonces sus zapatos lustró una y otra vez y luego otra vez, sentía que no estaban lo suficiente limpios para completar su satisfacción y felicidad. Entonces, los limpió otra vez y otra. Y se encontró a sí mismo, solo , limpiando sus zapatos sin saber si realmente estaban limpios o no. Ya no había mas zapatos sucios para comparar la impecable limpieza de los suyos...ya no había enanos corriendo arround him para verlos desde arriba. Ya no había más pequeñas manos mono-task para hacer de las suyas unas grandes manos limpias multi-task. El ex Rey era ahora un hombrecillo de pequeños ojos claros, delicioso, pulcro y regordete.